Estás aquí
Inicio > Destacado > Nace un BOA en Michoacán sin el consentimiento de las bases de Morena

Nace un BOA en Michoacán sin el consentimiento de las bases de Morena

Comparte

Entonces, más que un muestreo de unidad a trabajar las acciones rumbo al 2021, se echó en marcha la operación Todos Unidos Contra Cristóbal, como una estrategia para golpear al suspirante del pueblo que, en efecto, alcanzó ya un porcentaje inalcanzable en los ejercicios que miden la percepción colectiva.

Escribe: Javier Lozano

Como en los viejos tiempos “dorados” del priismo— una camarilla de actores exhibió el aprendizaje más irracional movidos por un guion escenográfico que simuló por un segundo la unidad. Por un instante, quizá, creímos que se trató de una novela en la que la hermandad sonreía a mansalva; solo faltaron los besos y abrazos pero el clima de Covid-19 socavo el momento estelar. En el rodaje, se mostró la presencia de un director de orquesta que en los últimos días lanzó una narrativa completamente descifrable para beneficiar a un suspirante a la gubernatura del Solio de Ocampo, argumentando un enfoque matemático de una ecuación. Sergio Pimentel (Yeyo), actual representante del comité estatal de Morena fraguó un manual o un esquema operativo similar al BOA, asemejándose a la mezquina ideología antidemocrática.

Lo grave de la situación más allá de los convenios oscuros de un grupo de políticos, es que se autoengañan pensando que en sus manos estará el destino de Morena en Michoacán. Al contrario: en los acuerdos del Consejo Nacional de Morena que se celebró en estos días, se acordó la integración de la Comisión Nacional de Encuestas— que serán el mecanismo definitorio para encontrar los perfiles, siendo así, las reglas están perfectamente claras. Eso desató la frustración y el nerviosismo de aquellos suspirantes que en términos numéricos alcanzan una estimación pobre; entre ellos, el actual diputado federal Carlos Torres Piña: uno de los arquitectos de la desgracia que actualmente aqueja al PRD. Lo mismo, Víctor Báez Ceja, que en la percepción de la opinión pública ni siquiera figura como competitivo.

Habiendo comprendido esa parte, es completamente entendible la ansiedad que ha invadido la conspiración frente al perfil mejor evaluado dentro del seno morenista. De hecho, en diversos medios de comunicación que son afines al BOA, circuló la marcada ausencia del Senador de la república, Cristóbal Arias Solís, que actualmente no ha dejado de mantener la alta posibilidad que posee a fin de llegar al despacho de la administración estatal (Un hecho inminente). Entonces, más que un muestreo de unidad a trabajar las acciones rumbo al 2021, se echó en marcha la operación Todos Unidos Contra Cristóbal, como una estrategia para golpear al suspirante del pueblo que, en efecto, alcanzó ya un porcentaje inalcanzable en los ejercicios que miden la percepción colectiva.

La Génesis del BOA michoacano, no logró ni incluso provocar la reacción esperada. Tal es así, que el mismo Comité Estatal emitió su posicionamiento en el que Yeyo Pimentel rompió la confianza de la militancia al hablar a título personal; asimismo, según algunas fuentes al interior de Morena, Sergio no estaría ni siquiera afiliado al instituto, lo que lo inhabilita a realizar acuerdos o consensos en los comicios del 2021. De manera puntual, sería un plan plenamente predeterminado para chantajear o manipular espacios de elección, ya que están en juego 112 alcaldías, distritos locales y federales, así como la gubernatura. Por ello, pretenden asediar a su principal oponente; por ello el tono de las declaraciones; por ello la guerra sucia, porque pronosticaron que numéricamente no les alcanza; su nivel de convocatoria es mínimo, escaso, carente.

Ese grupo minoritario que está al margen de las decisiones de la base, hoy por hoy han decidido aventurarse en un papel clave; no obstante, la contienda previa dentro de Morena, ratificará el razonamiento en el que se destacó únicamente un solo puntero. Esa imagen, probablemente contará con el apoyo de los grupos fuertes a nivel Nacional; incluso, con la venia del mismo presidente Andrés Manuel López Obrador que conoce perfectamente lo sustancial de jugar con personajes altamente competitivos y  legitimados para el 2021. Seguramente no tardará en enviar un mensaje a través de las figuras que han delegado desde la Cuidad de México, con la finalidad de frenar componendas y arreglos sucios que solo muestran el lado mezquino de la complicidad.

Notas finales: el presidente municipal de Morelia Raúl Morón, también apareció en primera fila en el BOA. Ahorita, ni le ocupa, ni le preocupa el tema que día con día se agudiza en la capital. El plan es primero, buscar pactos para menospreciar el desempeño que confirmó el resultado metodológico que favorece al Senador. Lo demás, puede esperar porque lamentablemente los ciudadanos nos tocan pagar el costo de ese vacío institucional. Por otro lado, ratificamos la ambigüedad en el discurso de Yeyo Pimentel, la imagen que intenta ser juez y parte, una especie de caudillo que pretende de manera unilateral atropellar la vida democrática de Morena en Michoacán. La dirigencia Nacional debe actual a la brevedad en consecuencia.

Deja un comentario

Top